Saca Mejores Notas en 10 Minutos

¿Haz escuchado esa frase que dice que los ajustes pequeños generan grandes cambios? En este post te compartiré cómo podríamos aplicar esa frase a nuestros estudios.

Saca Mejores Notas en 10 Minutos
Photo by Isaac Smith / Unsplash

¿Haz escuchado esa frase que dice que los ajustes pequeños generan grandes cambios? En este post te compartiré cómo podríamos aplicar esa frase a nuestros estudios.

Es común que en nuestras clases, especialmente universitarias, los profesores dejen espacios de 10-15 antes o después (o ambas) de iniciar con la clase. Esos momentos, normalmente los ocupamos revisando redes sociales, porque al final es un tiempo tan corto que no alcanza para salir a comprar una buena merienda, o para hacer ejercicio y despejar un poco la mente.

Sin embargo, si nos preguntaramos si encontramos verdadero valor en esos 15 minutos de revisar redes sociales, con seguridad responderíamos con frases como: "lo normal" o "la verdad no". Entonces, si sabemos que son tiempos que no vale la pena ocuparlos en redes sociales pero que tampoco alcanzan para hacer actividades importantes para nosotros, ¿qué podemos hacer con ellos? Sencillo, preguntarnos lo que acabamos de ver en clase.

En un estudio realizado por Endel Tulving en 1967, se le contó a un grupo de estudiantes una historia que contenía 60 elementos cotidianos. A la mitad de ellos, se le pidió que justo después de escucharla respondieran un examen que consistía en recordar la mayor cantidad de elementos posibles, y una semana después, lo repitieran. Por el contrario, a la otra mitad se le pidió solamente que contestara el examen una semana después.

¿Cuáles fueron los resultados? Las personas que pertenecieron al primer grupo lograron recordar el 53% justo después de contada la historia, y una semana después, apenas el 39%. Aunque este número suene bajo, para la otra mitad resulta ser peor: la semana siguiente, fueron capaces de recordar solamente un 28%, lo que resulta ser un 11% menos de recordación que el grupo que sí fue testeado justo después de aprender algo nuevo.

Y si lo piensas, preguntarte lo que acabas de aprender en una clase no tarda más de 10-15 minutos, precisamente esos 15 minutos que te sobran. Si te preguntara si te gustaría quedarte 15 minutos más cada clase a cambio de obtener (con una gran probabilidad) una nota 11% superior –que podría hacer la diferencia entre aprobar y reprobar una clase– tu respuesta seguramente sería sí. Entonces, ya sabes qué puedes hacer con esos 15 minutos de sobra.